Lunes 21, Junio 2021

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° San José, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Alajuela, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Cartago, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Heredia, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Limón, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Guanacaste, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Puntarenas, CR


Sucesos

En Costa Rica se roban 1 carro cada 3 horas

Hampones prefieren San José y Alajuela para atacar

  • Los favoritos del hampa son los vehículos livianos y las motocicletas

  • MODALIDADES DE ROBOS

  • ROBOS POR PROVINCIAS

  • Álvaro Ramos, exministro de Seguridad

El robo de vehículos mantiene un ritmo constante debido a los grupos organizados que encontraron un buen negocio en el robo y desmantelamiento de automotores en todo el territorio nacional pese a la baja movilidad durante los últimos meses debido a los cierres por pandemia.

Datos proporcionados por el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) a DIARIO EXTRA revelan que el descuido sigue siendo el principal causante de los robos.

La policía judicial informó que cada 3 horas se roban un vehículo en todas sus modalidades, sin embargo por el método del descuido se reporta 1 cada 5 horas.

En las provincias de San José, Alajuela y Heredia es donde más casos se reportan.

Por su parte, en Cartago y Guanacaste los judiciales señalan una menor incidencia, lo que hace de la Gran Área Metropolitana la zona preferida por los hampones.

De acuerdo con los judiciales, de 2016 a diciembre de 2020 se registraron 18.749 denuncias por robo de vehículos y en durante el primer cuatrimestre del 2021 se contabilizan 948 sustracciones.

Entre los factores con mayor incidencia además del descuido, están los cocherazos y los asaltos.

Las autoridades del OIJ manifestaron que el año anterior cerró como uno de los que menos denuncias registraron, pero mantienen un seguimiento constante a la actividad delictiva en torno al robo de todo tipo de vehículos.

 

MÁS MOTOS

 

Las motocicletas representan el blanco de los delincuentes por su practicidad para robarlas, desarmarlas, gemelearlas o venderlas para repuestos.

En los primeros cuatro meses del año 1.863 fueron robadas en todo el territorio nacional, seguidas de los vehículos livianos, que registraron 1118 denuncias.

La mayor concentración de eventos delictivos por robo de vehículo en los meses mencionados se presentó en la franja horaria comprendida entre 6 p.m. y 9 p.m. 

 

ROBOS CONSTANTES

 

El Diario del Pueblo conversó con Álvaro Ramos, exministro de Seguridad Pública, quien detalló que el robo de automotores es una problemática que arrastra el país.

“Hasta hace unos pocos años el índice que siempre presentaba un crecimiento era el del robo de vehículos. Tuvo un periodo extraordinariamente alto cuando algunas bandas reconocidas en el país se especializaban en robar vehículos para exportarlos a algunos países de Centroamérica”, declaró.

Para el especialista, los hechos ilícitos se registran desde hace algunos años, cuando los países de la región mantenían organizaciones criminales con mercados que se encargaban del robo, transporte y desarme de automotores.

“Un país como Honduras era gran receptor de esos vehículos robados hace muchos años y también para las deshuesadoras, que convertían rápidamente el vehículo robado en repuestos usados. Además había vehículos por encargo”, agregó.

 

PARA DELINQUIR 

 

Ramos asegura que los vehículos robados el hampa los utilizaba para cometer asaltos u otros delitos ligados, situación que podría presentarse en la actualidad.

“Existía un factor que consistía en que el vehículo que se robaban era para cometer un delito, para cometer un asalto o situación de ese estilo”, manifestó.

Sin embargo con los avances de la tecnología se experimentó un descenso y cambio en la modalidad de cometer las sustracciones.

“Conforme la tecnología que venía incorporada en los vehículos, con claves electrónicas y cerraduras especiales, fue mejorando de fábrica, así como el uso de algunos componentes del mismo estilo, como alarmas y bloqueos, disminuyó naturalmente aquí y en otros países el robo de vehículos”, expresó.

 

RESTRICCIÓN

 

Las normativas establecidas por el Ministerio de Salud ante la pandemia por el Covid-19 hicieron que algunos delitos registraran una baja.

“Con las restricciones nocturnas se reducen las posibilidades en bares, restaurantes y sitios de entretenimiento, eso hizo que hubiera menos blancos para los delincuentes”, detalló.

Ramos mencionó que es de cuidado esta situación y se debe prestar atención a los nuevos comportamientos y modalidades en las que operarían estos grupos.

“El crimen organizado se ha adaptado sustancialmente bien a las pandemias y le ha ido relativamente bien. El crimen organizado de algunos elementos de robos de vehículos y recepción de estos se ha adaptado perfectamente, sacando ventaja, ya que las autoridades están concentradas en el control de la población, en el control de la pandemia y no en el control de delincuentes, que están ocultos y bien organizados”, indicó.

De acuerdo con el experto, el tiempo de pandemia ha favorecido a los delincuentes en la organización de nuevas modalidades de robo que les generan más ingresos.

“Han sacado ventaja. Yo diría que más bien la pandemia ha ayudado a un sector del crimen organizado, al que no ha ayudado es al sector de los asaltos porque esos blancos están en su hogar”, detalló.

 

FALTA DE INTERVENCIÓN

 

Debido a que los automotores en su mayoría son robados para convertirlos en repuestos o gemelearlos, Ramos afirma que las autoridades deberían prestar atención para atacar la problemática.

“Los delincuentes están actuando más en equipo. El delincuente es quien compra el vehículo robado para convertirlo en repuestos, para transformarlo o gemelearlo. Aquí lo importante es determinar quiénes están comprando esos vehículos”, señaló.

A su parecer las autoridades deberían tratar de erradicar la problemática cuando descubren casos aislados que posterior a esto desencadenan las grandes organizaciones.

“Las autoridades deberían atacar con inteligencia policial el problema donde realmente está. Atacar deshuesaderos, los compradores ilegítimos, ahí es donde están las formas de atacar el problema”, añadió.

 

ORGANIZACIONES 

 

Para el experto en el pasado existía ese mercado, donde seleccionaban ciertos modelos de vehículos, en especial de lujo, que se enviaban en furgones ocultos con mercadería a países como Honduras y Panamá.

“Había autoridades corruptas que permitían la transformación del vehículo y su inscripción como si se tratara de uno legal. Les cambiaban la placa, toda su identificación, el color también y eso hacía que el vehículo tuviera un renacimiento en esos países”, explicó.

Sin embargo las naciones receptoras trascienden las fronteras, en ellas el negocio se especializa más.

“Un país que era muy famoso en Suramérica por ese problema por un tiempo fue Paraguay. Este no solo se daba en países latinoamericanos, en Europa del Este también”, expresó.

PERIODISTA: Erick Melendez Delgado

CRÉDITOS: Los favoritos del hampa son los vehículos livianos y las motocicletas.

EMAIL: [email protected]

Sábado 15 Mayo, 2021

HORA: 12:00 AM

Enviar noticia por correo electrónico

SIGUIENTE NOTICIA