Sábado 03, Diciembre 2022

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° San José, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Alajuela, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Cartago, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Heredia, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Limón, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Guanacaste, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Puntarenas, CR


Nacionales

“Sin nosotros no operan hospitales, bancos, colegios ni el Poder Judicial”

Señalan empresarios de seguridad privada:

En la gráfica, los representantes de las empresas de seguridad privada y el sindicato, le explican a doña Iary Gómez, Gerente; Sandra Cordero, directora; y Alexander Méndez, periodista, el proyecto de

 

 

 

Un grupo de empresarios de seguridad privada visitaron DIARIO EXTRA para exponer un plan de reforma de cinco artículos a la Ley 8395 y la presentación del mismo ante los diputados de la República.
El grupo estuvo conformado por la Licda. Karol Rivera, de la Asociación Nacional de Empresas de Seguridad Privada; Neftalí Rojas Rivera, presidente de la Asociación Foro Nacional de Agentes de Seguridad Privada; Johan Vargas Mejías, presidente de la Asociación Costarricense de Empresas de Seguridad y presidente de la Asociación Centroamericana y del Caribe de Empresas de Seguridad y vicepresidente de la Federación Latinoamericana de Empresas de Seguridad; y por César Tapia, Director Ejecutivo de la Asociación Costarricense de Empresas de Seguridad.
Los empresarios conversaron con doña Iary Gómez, Gerente General del Grupo Extra y periodista, Sandra Cordero, directora de DIARIO EXTRA, y el periodista Alexander Méndez.

¿En que consiste el proyecto?
-Este esfuerzo en realidad empieza cuando vemos la necesidad de sugerir una reforma porque la Ley 8395, que va a cumplir 17 años. Entonces, es un tiempo muy largo para una industria que es muy dinámica, que tiene obviamente sus cambios, como todo, y empezamos este esfuerzo hace más o menos unos 3 años. Empezamos a hacer acercamientos, a reunir, justamente, los grupos interesados, que somos las asociaciones, y empezamos a mover las ruedas, también involucrando al Ministerio de Seguridad Pública, que es el ente regulador. Al hacer esto, corrieron más o menos unos 24 o 25 meses de proceso en el que sacamos un documento. En aquel momento, sabrán ustedes y lo entienden bien, que era el Gobierno anterior y en noviembre del 2020 presentamos el documento.
¿El documento lo acogieron los diputados?
-De hecho, fue un diputado del PAC en ese momento.
¿Quién?
-El exdiputado Enrique Sánchez era quien lo impulsaba.
¿Y qué pasó?
-El hombre recibe el proyecto, lo presenta y pasa todas las etapas y procesos. Hubo un examen por parte de revisión técnica de la Asamblea, se hicieron observaciones, nos devuelven el documento, etc. Entonces llegó un momento en el que, por razones diferentes, no estábamos tan unidos como grupo y eso hizo que surgieran otras iniciativas, y en esta, digamos, segunda parte, lo retomamos. De hecho, en aquel momento la iniciativa tuvo hasta número de expediente, 22330. Enrique Sánchez lo recibió pasando el proceso, pero al final no hubo consenso, eso va a consulta y en la consulta fue donde vinieron otras opiniones y el expediente 22330 no prosperó.
¿Qué es lo que cambia con el actual proyecto?
-En ese momento eran 23 artículos y ahora son solo 5, lo cual también ocasionó cierta distorsión en lo que queríamos con la industria, porque estaba también lo que quería el Gobierno y estaba involucrada en ese momento la Dirección de Servicios de Seguridad Privada del Ministerio de Seguridad Pública (MSP), entonces eso hacía que el documento sea volviera muy monstruoso.
¿Quién estaba a cargo de dicha dirección?
-Jorge Roberto Méndez. De hecho, en ese periodo tuvimos a dos directores, a Roberto Méndez empezando y a Guillermo Araya finalizando, porque un cambio, entonces ahí fue medio complicado, eso porque entonces había más ideas y más ideas y más ideas. Al llegar al punto en que eran 23 artículos. Entonces yo doy esto como antecedente.
¿Qué paso?
-No prosperó.
¿El proyecto que ustedes habían presentado quedó en la Asamblea?
-Sí, fue archivado.
¿Y porque fue archivado?
-Porque don Guillermo Araya no compartía algunas cosas del proyecto que presentamos y cuando fueron a defenderlo a la Asamblea se dieron las discrepancias y lo archivaron.
¿Cuáles eran los puntos de discrepancia?
-Antes de darles los puntos de discrepancia, he de aclararles que la seguridad privada es una necesidad en este país. Sin nosotros no funcionan los hospitales, sin nosotros no funcionan los bancos, sin nosotros no reciben gente en los colegios privados, sin nosotros no opera el Poder Judicial.
¿De cuántos oficiales de seguridad privada estamos hablando?
-Oficialmente, 27.000 oficiales de seguridad.
¿Y no oficialmente?
-No oficiales es una cifra negra que sería, se la puedo decir así, al dedo, anda entre 10 y 15.000 mil personas. 27.000 mil completamente activos e inscritos en la plataforma de Control Pass.
¿Yo escuché 60 mil?
-No, son 27 mil más 15 mil, la cifra negra nadie la puede saber, pero hemos hecho estudios al ser miembros de una Asociación Latinoamericana y Centroamericana, haciendo el ejercicio y los mercados dicen, anda entre el 30 y el 35% la cifra negra o la cifra que no se puede censar.
¿Qué va a pasar con la industria si hay cifras negras?
-Mire, de acuerdo a mi experiencia, pues tengo 35 años dedicado a ella, ha evolucionado enormemente y seguirá evolucionando a pesar de que se ha quedado atascada con los controles que se requerían inicialmente.
¿Qué puede generar esto?
-Es lo que genera el efecto de un mercado negro, empleados sin la seguridad social, compañías que todos los meses de diciembre, que toca pagar aguinaldos, desaparecen, empleados sin póliza del Instituto Nacional de Seguros y un descontrol completo del mercado, que es lo que nosotros procuramos evitar con este nuevo borrador que le acabamos de hacer llegar. Sí es importante señalar, porque yo dije que hubo discrepancias, cosas que no pudimos conciliar, en esta segunda oportunidad, a pesar de que están ausentes Julio Corrales y está ausente don Alan Guillen, que firmaron el documento que ustedes tienen de los cinco artículos de reforma. Aquí la diferencia con el anterior proyecto es que incluimos a los grupos que representan directamente a los oficiales de seguridad.
¿Entonces que es lo que vemos aquí?
-El agente de seguridad privada adolecía de representación. Más o menos de hace como 3 años o 4 años para acá, porque se crearon los sindicatos, pero el sindicato lo que busca es el beneficio obreropatronal, fundamentalmente. Estos temas de relación, como actores de la industria de seguridad, no eran tomados en cuenta y nosotros, como tarea, debemos decir, bueno, el agente de seguridad privada debe ser una persona técnica en el servicio que brinda, para que las empresas puedan brindar un servicio técnico, porque yo les he planteado a las empresas hacer un esfuerzo importante en los servicios de capacitación. Sin embargo, estamos muy lejos de ese de ese perfil de agente de seguridad privada que todos necesitamos en Costa Rica.
Entonces, ¿qué van a hacer?
Eso nos dio la idea de que tenemos que asociarnos, verdad, pero no como grupos, como los que hay ahora, pues hay grupos en redes sociales que todos se quejan, etcétera, sino como un verdadero gremio. Entonces buscamos la mejor figura y en estos 3 años la discusión iba hacia la asociación. Ya tenemos una Asociación de Agentes de Seguridad Privada y ya estamos presentando los documentos en el registro civil para el acceso a la cédula jurídica y avanzar en esa línea. Pero, cuando nosotros nos dimos cuenta, el expediente 22330, en el 2019 o 2020, nos dimos cuenta de que había una serie de disposiciones que iban en detrimento del gremio, dijimos no, aquí hay que hablar con todos los demás que están en el gremio y decirles “a nosotros no nos conviene esto y nosotros queremos aportar y trabajar para el beneficio de la industria”. Y fue donde levantamos la mano.
¿Cuáles eran esas contradicciones?
En temas muy puntuales, como faltas leves que iban a hacer una multa económica, algunos favorecimientos para ciertos grupos empresariales que a nosotros nos parecían inapropiados. Flexibilizar una serie de situaciones que este hacían, limitar todavía más la posición de estoy aquí, como agente de seguridad privada. Que nos dieron a la tarea de decir “no, hagamos un trabajo distinto, hagamos un trabajo donde podamos conversar”. Te doy un único punto, porque el estudio del 22330 se hizo sin tomar en cuenta a la gente de seguridad y eso fue muy delicado para nosotros entonces una de las cosas que buscamos es representatividad, hoy ya estamos, inclusive, dentro de la Comisión Nacional de Seguridad Privada de Costa Rica como oyentes y, cuando tengamos la cédula jurídica, pues vamos a ser todavía más fuertes. Creo que una de las cosas es que ese monstruo que se quiso realizar en el 22330, a la hora de estar presentando hoy una primera etapa de este proyecto de transformación de una ley que todos sabemos que tiene que darse, es muy bueno y necesitamos continuar trabajando en esa transformación, como tiene que darse, la sustancial, la dramática, pero hay que darla en el debido proceso y yo creo que el debido proceso son estos primeros 6 o 7 artículos, e ir trabajando en los demás, que también deben hacerse, hay que trabajar en capacitación, hay que trabajar en la profesionalización del agente de seguridad privada, entendida como una profesión técnica. Porque siempre lo he dicho, mientras haya agentes de seguridad patito, van a haber empresas de seguridad patito.

 

 

 

PERIODISTA: Alexander Méndez

CRÉDITOS: Foto: Raquel Vargas

EMAIL: [email protected]

Lunes 03 Octubre, 2022

HORA: 12:00 AM

Enviar noticia por correo electrónico

SIGUIENTE NOTICIA