Martes 25, Enero 2022

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° San José, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Alajuela, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Cartago, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Heredia, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Limón, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Guanacaste, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Puntarenas, CR


Opinión

Los enemigos están adentro

Juan Luis Mendoza

El Padre Larrañaga, en “El arte de ser feliz”, al tratar de los imposibles, tiene un primer subtítulo muy llamativo, el que encabeza este mi escrito. Y lo arranca así: “Es en la mente humana donde se fraguan los enemigos del hombre y los amigos. Todo a lo que nos resistimos mentalmente lo transformamos en enemigo”. Como ve, seguimos con el tema de la mente en la que se origina todo lo bueno, lo malo, el bienestar y el malestar. Lo mismo en lo que concierne a los demás y lo demás, incluyéndose a usted, lo que se rechaza crea hostilidad, por oponerse a ello, y hace sufrir. Nuestro autor concluye: “Los enemigos están, pues, dentro del hombre. O los enemigos existen en la medida en que tú les das la vida con tus resistencias mentales”. Y añade: “La medida crece en la medida en que aumenta la repulsa de tu corazón”. Y aún esto otro: “Ahora bien, si el hombre acaba constituyéndose enemigo de cuanto le desagrada, puede llegar a transformarse en un ser universalmente sombrío, temeroso y temible a la vez, y enemigo de la humanidad… Y puede entrar en el siguiente círculo vicioso: cuanto más le desagradan las cosas más las rechaza, y cuanto más las rechaza más le desagradan”.

De ahí, la necesidad de tomar conciencia de ello para no echar la culpa de la situación a los demás o lo demás, y para prevenirse con el aumento del mal adentro, en la mente, y afuera en todo que es y hace. Atención, y una vez más a esta seria, y tan necesaria admonición de nuestro guía y maestro: “Repitamos: el bien y el mal nunca entran de afuera para adentro, sino que siempre salen de adentro para afuera. Dentro de nosotros está, por tanto, la fuente de toda bendición. Efectivamente, nuestra mente será hontanar de todo bien en la medida en que yo sea capaz de detener el funcionamiento de mi mente o suprimir su actividad en un momento en que me doy cuenta de que ella, la mente, está ocupada por recuerdos desabridos o está engendrando pensamientos negativos”.

No quedarse en enterarse de que es así, entenderlo, y hacer algún buen propósito que se le pase sin más. Lo principal, lo imprescindible es que nos entrenemos en la práctica en la concentración mental, en el vacío completo de la mente, parando todo, imaginar y pensar. 

Ejercitarse, pues, en alejar obsesiones, recuerdos amargos, historias dolorosas, etc. y ocupar la mente en aquello que yo decido para mi mayor felicidad, lo que yo quiero y conviene. Otra vez y finalmente el Padre Larrañaga: “En esto consiste la verdadera libertad, el ser yo el verdadero árbitro de mí mismo, dueño de mi actividad interior… Si las cosas existen para mí en la medida en que existen en mi mente, ya puedo comprender cómo este poder central es la llave de oro de la serenidad”.

Y quien dice “serenidad” de todo bien. Así que, a vivirlo poco a poco, siguiendo estas enseñanzas.

PERIODISTA: Redacción Diario Extra

EMAIL: [email protected]

Sábado 02 Octubre, 2021

HORA: 12:00 AM

CRÉDITOS: Juan Luis Mendoza

Enviar noticia por correo electrónico

SIGUIENTE NOTICIA

ÚLTIMA HORA