Lunes 21, Junio 2021

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° San José, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Alajuela, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Cartago, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Heredia, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Limón, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Guanacaste, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Puntarenas, CR


Sucesos

Niño accidentado en bici sigue internado

El otro ya salió del hospital, San José

  • Ambos chicos fueron llevados al Hospital Nacional de Niños en condición grave, uno sigue hospitalizado.

  • Lucía Rojas Ovares socorrió al niño de 10 años que quedó atrapado en las rejas de su casa.

Dos menores con edades de 10 y 13 años protagonizaron un accidente en bicicleta que los dejó con lesiones craneoencefálicas de gravedad, luego de chocar contra el enrejado de una vivienda. El hecho se dio en Urbanización Sol de Este en San Ramón de La Unión, Cartago, y dejó a uno de los ciclistas internado en el Hospital Nacional de Niños.
Según registra el video de las cámaras de seguridad de una casa cercana, los dos niños venían en una bicicleta bajando una cuesta a una gran velocidad, lo cual impidió que pudieran frenar ni maniobrar, por lo que acabaron yendo directo contra el muro y enrejado de una vivienda esquinera.
Tras el violento impacto, uno rebota y se toca la cabeza por el dolor de la lesión que recibió. El otro quedó con la cabeza atrapada entre los barrotes de metal. Ambos comenzaron a gritar pidiendo ayuda, por lo que la dueña de la vivienda salió a ver qué pasaba.

“DEMASIADA SANGRE”

Lucía Rojas Ovares, dueña de la casa, recibió a DIARIO EXTRA para contar el minuto a minuto que vivió con el brutal accidente.
“Yo estaba trabajando cuando de un momento a otro escuché un golpe demasiado fuerte. Me asusté y salí a ver qué era y me llevé la sorpresa de que una de las láminas, que está atornillada a las rejas, estaba desprendida y con la cabeza de un niño atrapado.
Al verme me empezó a pedir ayuda a gritos y pude ver cómo se le desprendió una parte de la cabeza al menor, tuve que correr para sostenerlo entre el charco de sangre porque le salía demasiada sangre”, narró la testigo.
Doña Lucía añadió que la otra víctima salió caminando a la casa vecina donde quería pedir auxilio, sin embargo, afirmó que pudo dar tres pasos y cayó desmayado en media calle.
Poco a poco los demás lugareños comenzaron a notar que algo no andaba bien, salieron de sus viviendas y al ver semejante escena alertaron a las autoridades, además de tratar de ayudar al menor de 10 años que aún permanecía con la cabeza atrapada.
Uno de los improvisados socorristas sacó una segueta para cortar los barrotes y liberar al pequeño.
“Yo lo que pude hacer fue sacar unas gasas y un botiquín de emergencia y vendar a como pude al niño porque era algo impactante ver cómo sangraba y le pregunté el número de teléfono de la mamá pero no se acordaba, por lo cual no pude dar aviso a los familiares. Después de eso tratamos de ayudar al otro afectado porque era el que más botaba sangre y nos preocupó demasiado”, explicó Lucía.
Tiempo después, los testigos mencionaron que los socorristas arribaron al lugar y estabilizaron a ambos infantes para trasladarlos al Hospital Nacional de Niños en condición grave.
Asimismo, la señora Rojas dijo que esta no es la primera vez que pasan accidentes de este tipo, ya que los niños del barrio no pueden ir a jugar a los parques porque están cerrados, por lo que están usando una cuesta de la urbanización como pista para jugar con patinetas, patines y bicicletas, quedando expuestos a cosas como la que vivieron este miércoles.
“Ojalá que esto sirva para crear conciencia en los padres que no es posible que estos niños sin cascos y sin nada salgan a exponerse de esta manera. Hay que tener cuidado y sobre todo protegerlos, ya que este es un barrio en el cual las entradas son muy cerradas y pasan carros y no les da tiempo de observar o de maniobrar cuando ven un niño bajando la cuesta a altas velocidades”, consideró.

HOSPITAL DE NIÑOS

El Periódico del Pueblo también contactó al doctor German Guerrero de la Unidad de Trauma del Hospital Nacional de Niños, donde recibieron a los accidentados.
De acuerdo con el doctor Guerrero, la condición de ambos pacientes ha tenido avances positivos y se mantienen fuera de peligro, aunque uno permanece internado esperando que su condición evolucione para poder darle de alta.
“El mayor de los chicos, el de 13 años, estuvo en periodo de observación y se le hicieron varios estudios y diagnósticos para descartar otro tipo de lesiones, tanto dentro de la cabeza como en otras partes del cuerpo y todos los exámenes salieron bien.
El menor de 10 años se mantiene hospitalizado en camas de trauma y salió de cirugía ayer (miércoles) en la tarde y se le están suministrando analgésicos y anestesia, la evolución ha sido adecuado y se está valorando en el trascurso de los días si se puede dar de alta y que pueda volver con su familia”, detalló.

PERIODISTA: Josué Castro Chavez

CRÉDITOS: Fotos: Herbert Arley

EMAIL: [email protected]

Viernes 11 Junio, 2021

HORA: 12:00 AM

Enviar noticia por correo electrónico

SIGUIENTE NOTICIA