Martes 27, Octubre 2020

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° San José, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Alajuela, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Cartago, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Heredia, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Limón, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Guanacaste, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Puntarenas, CR


Nacionales

Presidenta del AYA niega tráfico de influencias

En nombramiento de exjefa de despacho

  • En este acuerdo de junta directiva se determinó la modificación al manual de cargos.

  • La presidenta ejecutiva solicitó la extensión del nombramiento de Salazar hasta el 2022.

  • Edwin Marín, presidente seccional ANEP-AYA.

  • Yamileth Astorga, presidenta Ejecutiva AyA

Yamileth Astorga, presidenta ejecutiva del Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA), negó que se hubiese acomodado el nombramiento de la funcionaria Sandra Salazar Vindas, en el puesto de directora de Equidad de Género, luego de ser directora de su despacho.

La declaración de Astorga se da en medio de una denuncia del sindicato de la seccional ANEP-AYA, que aseguró existe un posible tráfico de influencias en un nombramiento de Salazar

Según la ANEP, la funcionaria Salazar Vindas, quien es profesional en periodismo, fue contratada en un puesto interino como directora del despacho de la presidenta ejecutiva, Yamileth Astorga en el año 2016.

Pero para el 2018, Salazar fue trasladada al puesto de directora de Equidad de Género, tras la jubilación de la encargada de ese departamento.

En ese mismo año, Astorga solicitó que se le amplíe el nombramiento como jefa de despacho hasta mayo de 2022, conservando los pluses de dedicación exclusiva y carrera profesional.

“Vemos como se maneja la situación para la red de cuido, que lo vienen diciendo los informes de la auditoría, como dejan plazas vacantes esperando a que se modifique el manual de puestos para que la persona se adapte al puesto”, dice Edwin Marín, presidente de la seccional.

 

MODIFICACIÓN

 

Precisamente como lo menciona Marín, un año después de la jubilación de la directora de Igualdad de Género, la junta directiva del AyA tomó la decisión de modificar el manual de cargos, en los aspectos de formación académica y experiencia requeridos para el puesto.

El sindicato señala que el cambio se hizo con la intención de favorecer a Salazar en el puesto y que fuese la única persona que cumplía con los requerimientos.

Posterior al concurso, un funcionario de la institución que también deseaba ser tomado en cuenta dentro de la terna, envió una comunicación al Colegio de Ciencias Económicas, sobre las características de las funciones del cargo.

“Como se puede observar una vez analizadas, la mayoría de las funciones detalladas, tanto en la descripción de puesto como en las funciones a realizar en el puesto 17722, en el cargo director general Gestión de Apoyo-Igualdad y Equidad del AyA, sin necesidad de mayor exégesis, se determina que son propias del giro de la actividad que corresponde a los profesionales en ciencias económicas, concretamente en el área de administración”, determinó el Colegio en un comunicado.

Inclusive el mismo ente señala que la modificación en el manual de cargos, eliminó la formación académica, que en un inicio requería de un grado de licenciatura en administración.

Y recalca el documento, “llama la atención que se haya eliminado el área de la administración, considerando que, en el análisis realizado por esta oficina de fiscalía, se determina que la descripción del puesto, las funciones que realiza, así como los objetivos de la propia oficina de igualdad y equidad de género, son propios de la administración y por consiguiente de las ciencias económicas”.

El Colegio, en consideración de la consulta planteada por el funcionario, opinó que la modificación al manual, no era procedente, con relación a las funciones que requiere el cargo.

 

SINDICATO ALEGA

 

Los sindicalistas alegan que es reprochable la actitud y decisión tomada por la junta directiva, ya que consideran que es un acto que lesiona la transparencia del instituto y recalcan que solo beneficia a una “red de cuido”, de la presidencia ejecutiva.

“Vemos un aparente tráfico de influencias, pese al pronunciamiento del Colegio de Ciencias Económicas que insiste en que la persona que ejerza esa profesión (administración de empresas), deben estar colegiados. La administración sigue poniendo a su red de cuido en puestos claves”, explica Marín.

También señalan como parte de los responsables a la poca supervisión e intervención de la Dirección de Capital Humano, departamento dirigido por la funcionaria Yolanda Salas, ya que no se pronunció en contra de la modificación al manual de puestos.

“Parece que la dirección de capital humano no tiene controles y siguen designando personas a dedo, mientras hay otras personas que esperan una oportunidad para tener un ascenso, es fácil adaptar la plaza a la persona y es ahí donde vienen los problemas como la corrupción que se viene dando dentro de la institución”.

 

AUDITORÍA

 

El sindicato critica que el cargo que ocupa hoy Salazar haya salido a concurso hasta el 31 de julio de 2018, es decir, 10 meses después que la ejecutiva de Equidad de Género se jubilara, ellos lo califican como subutilización de plazas.

En un informe de la auditoría interna de la institución que recientemente se dio a conocer en este medio se determinó que en el AyA existía subutilización de plazas, principal falencia indicada por el órgano analizador.

“Es importante mencionar que al respecto la Autoridad Presupuestaria ha señalado que las plazas vacantes, durante períodos largos, evidencian un desperdicio de recursos y que no existe tal necesidad”, decía el informe   AU-2020-00282.

Y atribuye a la directora de Capital Humano, la responsabilidad de velar por el cumplimiento de la normativa que evita la subutilización.

“Además, cabe mencionar que la MBA. Yolanda Salas, la gerencia general tiene la responsabilidad de velar porque las plazas vacantes se administren adecuadamente”, cita el documento.

 

AYA RESPONDE

 

DIARIO EXTRA consultó al AyA su posición al respecto y la Oficina de Comunicación remitió una respuesta que le habían dado al diputado Pedro Muñoz, quien también había cuestionado el caso.

“No es cierto que el Manual de Cargos y Clases Institucional fuera modificado para abrir la oportunidad de concursar a la funcionaria Sandra Salazar Vindas, quien se desempeñaba como directora de despacho en ese momento”, menciona el Instituto.

Según la respuesta, el cambio se debe a una dinámica institucional donde se solicitan cambios e inclusiones de tareas, funciones y actividades, para atender la demanda de los servicios y reiteran que el concurso de la plaza en cuestión, se realizó con transparencia.

“El cambio en los manuales los solicitó cada jerarca institucional conforme las necesidades que se van generando por cambios en políticas, tecnología, nuevas herramientas, nuevas formas de trabajo y también requerimientos y funciones que se deben realizar conforme las especialidades, responsabilidades y experiencia”, indica el comunicado.

Con respecto al señalamiento de acomodo de los requisitos para otorgarle el puesto a Salazar, AyA contradice lo dicho por el sindicato, y alega que no se redujo los años de experiencia ni tampoco se modificó el requisito académico.

“De hecho, la funcionaria Sra. Salazar Vindas cuenta con más de los años de experiencia que se exigen para esta clase de puesto, siendo que el manual de cargos de AyA exige ocho años de experiencia profesional en temas relacionados con género y tres años de supervisión de personal, requisitos que reitero se mantienen hasta la fecha”, concluyó el Instituto en su respuesta.

 

• Yamileth Astorga

Presidenta Ejecutiva AyA

“El manual de cargos se modificó ya que desde 2008 no se actualizaba y eso perjudicaba en la selección del personal. En AyA requerimos que el personal se encuentre capacitado de acuerdo al puesto al que se le asigne y se adapte a las necesidades de la empresa. De ninguna manera se acomodó el nombramiento, ya que la modificación del manual de cargos se realizó con criterios técnicos, todas las plazas que quedan vacantes en la institución, necesariamente salen a concurso interno y si no hay alguien que cumpla los requisitos, se ponen en concurso externo”.

PERIODISTA: Mario Taboada

EMAIL: [email protected]

Miércoles 23 Septiembre, 2020

HORA: 12:00 AM

Enviar noticia por correo electrónico

SIGUIENTE NOTICIA