Lunes 01, Junio 2020

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° San José, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Alajuela, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Cartago, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Heredia, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Limón, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Guanacaste, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Puntarenas, CR


Espectáculos

Jill Paer: “El personal de hospitales debe estar de buen humor”

Presentadora cayó de tapia y se quebró pierna.

Foto: Tomada del Facebook de Paer

La presentadora de televisión y productora Jill Paer prácticamente volvió a nacer luego de que cayera de una altura de tres metros y se fracturara una pierna. Al momento del accidente se encontraba sola en su vivienda y tuvo que arrastrarse para encontrar su teléfono y pedir ayuda.

La creadora de deliciosas recetas denunció que, tras acudir al Hospital México recibió malos tratos por parte del personal, caso contrario al San Juan de Dios, donde finalmente la enyesaron.

“Caí parada justo en el talón con todo el peso de mi cuerpo. Estaba parada en la tapia de mi casa cosechando una flor de itabo y una gran rama se quebró y me cayó encima, botándome. Pasé en un puro lloriqueo, con gritos por el intenso dolor a pesar de estar enyesada y a pesar de tomar los medicamentos para el dolor que me recetaron.

Cuando al fin pude llamar a mi papá se vino corriendo y sin él quién sabe que hubiera hecho. Antes de este accidente tenía mil preocupaciones y creo que la angustia que estaba sintiendo me hizo no tomar las medidas de seguridad requeridas. No sospeché que el palo me iba a caer encima, pero hay que prever cualquier peligro”, externó.

Paer agregó que podría tener secuelas de por vida. “Me vinieron a visitar dos amigos médicos y me han ayudado a comprender mejor mi condición. Me duele casi todo el cuerpo... no por la caída, pero por no estar acostumbrada a arrastrarme por el piso y hasta hoy comencé a usar muletas y eso hace que todo me duela también.

Mis heridas físicas y del alma están muy tiernas ahorita y estoy intentando mantener la calma y poco a poco ir solucionando. Una de las cosas que más me ha dolido es que por el momento, no voy a poder hacer mi programa. Los costos de producción son altos y requiere de muchísimo esfuerzo”, señaló.

En su cuenta de la red social Facebook amplió que debe pasar acostada dos meses y que la recuperación representará un mínimo de seis meses.

“El domingo cuando fui al Hospital México, no sé por qué razón, casi todos quienes me atendieron eran de caras largas y amargados. Yo pegaba gritos del dolor y mi papá quería que me atendieran. Él estaba muy afligido y decía ‘¡Por qué no atienden a mi hija!’. Los pocos funcionarios que estaban allí caminaban más despacio de lo normal y una funcionaria particular nos insultó a mi padre y a mi gritando ‘¡Ustedes son unos malcriados!’", subrayó.

Ese día no había pacientes en emergencias y no me iban a atender del todo, pero por los gritos que yo pegaba y la angustia que demostraba mi papá, cedieron. Había unos que sí fueron agradables y sumamente valiosos. El que me sacó las placas intentó ser amable, pero en un momento perdió la paciencia y me regañó diciendo que si no cooperaba haciendo los movimientos que me pedía, me iba a echar. Recuerdo el nombre de la señora que me puso el yeso, Isabel. Ella fue muy reconfortante y tenía un toque cariñoso", subrayó.

La conductora de televisión reiteró que en el Hospital San Juan de Dios la historia fue diferente.

"Tenía un poco de temor de ir al San Juan, pensando que me iba a tocar con otros amargados y el caso fue de 180 grados. No recuerdo ni un solo funcionario que no me tratara bien, que no hiciera todo en sus manos para asegurar que yo entendía todo el proceso, todos parecían muy capaces y me dieron un sentimiento de confianza.

Me sonreían, me atendían con ganas y alegría... no lo podía creer. ¡Qué diferente! Puede ser que haya una explicación por lo que sucedió en el México... tal vez estaban sobretrabajados, habían sido maltratados por otros pacientes, con problemas personales, tristes, deprimidos, o asustados por lo del virus...no sé; pero el sistema debe asegurar que el personal esté de buen humor y capacitado para dar palabras que tranquilizan y reconforten”, concretó.

PERIODISTA: Laura Morales

EMAIL: [email protected]

Viernes 03 Abril, 2020

HORA: 10:06 AM

Enviar noticia por correo electrónico

SIGUIENTE NOTICIA