Domingo 20, Mayo 2018

Tipo de cambio

Compra: ¢ 564.56

Venta: ¢ 577.40

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° San José, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Alajuela, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Cartago, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Heredia, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Limón, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Guanacaste, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Puntarenas, CR


Opinión

¿Igualdad de derechos para las mujeres?

Ana Victoria Badilla V.

La lucha de las mujeres por lograr igualdad de derechos ha sido bastante exitosa. Sin embargo, la desigualdad se presenta muchas veces de manera sutil, de modo que pasa desapercibida. Es por eso que el trato que en circunstancias similares se da a los hombres es a veces mucho más leniente que cuando se trata de mujeres. Esta situación se presentó recientemente en el caso de una denuncia que se planteó en contra de una candidata a magistrada, la Dra. Rosa Abdelnur Granados, distinguida jurista a quien no conozco pero de cuyos atestados dan fe los diversos puestos que ha desempeñado: como formadora de abogados en varias universidades, sus publicaciones y su labor como Magistrada Suplente.

Según informó un medio, debido a un problema familiar, se planteó una denuncia en contra de la Dra. Abdelnur y su familia. La información fue divulgada en el momento en que doña Rosa integraba la terna de la cual debería escogerse un magistrado o magistrada para la Sala Constitucional. Cuando al presidente de la comisión de nombramientos, Jorge Rodríguez, se le mencionó la existencia de la demanda, afirmó: "Ella va recomendada como magistrada suplente pero también podemos sacarla de ahí en vista de lo que ustedes han publicado. Así también lo vamos a hacer para la magistratura titular.” (Amelia Rueda, 11-12-17). Hace algún tiempo, en el caso de un candidato a magistrado, quien también había sido sujeto de una denuncia, el mismo legislador consideró que ese hecho no hacía que fuese necesaria su remoción de la lista para integrar la Sala II. Asimismo, el diputado Gerardo Vargas invocó a favor de ese candidato la presunción de inocencia aduciendo “que mientras no haya condena se es inocente”. 

La situación tomó otro cariz al tratarse de esta dama, pues don Jorge (sí, el mismo) consideró que “Lo más sano es que si una persona está cuestionada no participe"(op cit.) De igual forma don Edgardo Araya, quien también es parte de la Comisión de Nombramientos estimó que “con solo el conocimiento de un proceso penal, es suficiente para descartar a Abdelnour de la lista… me parece que si hay una denuncia penal pendiente, indistintamente que uno tenga claro el principio de inocencia, si hay un proceso pendiente lo mejor es que no ocupe puestos en los que pueda ejercer un poder de influencia". (Sic) 

Abdelnour prometió que en caso de que resultara electa magistrada de la Sala Constitucional, ella “estaría dispuesta a renunciar a la inmunidad para enfrentar la denuncia”. Sin embargo su propuesta no fue atendida, aunque anteriormente en el caso del candidato cuestionado ese ofrecimiento fue admitido y se aceptó que enviara una declaración jurada de su compromiso a renunciar al fuero de inmunidad para enfrentar el proceso penal que se tramitaba (Semanario Universidad 19-4-17). En ese momento el diputado Gerardo Vargas Rojas justificó su apoyo indicando que “Porfirio nos causa simpatía”, y en cuanto a si la existencia de una querella penal invalidaba o no esta candidatura, consideró que no, porque la querella ha sido denegada dos veces, dijo, y el principio de inocencia dice que mientras no haya condena se es inocente. (Semanario Universidad 9-8-16)

Alguien dijo que la verdadera igualdad significa que todos rindan cuentas de la misma manera, sin importar su género u otros motivos. Entonces no queda más que considerar que en el caso Abdelnur se violentó flagrantemente el principio de igualdad al vulnerarse su derecho a la presunción de inocencia al eliminar su nombre de la terna de la que formaba parte por sus méritos. Al no admitirse que ella pudiera tener la opción de renunciar al fuero de inmunidad si se requiriera, como se le permitió anteriormente a un hombre, se le discriminó, vulnerando en su contra un principio constitucional, cual es la presunción de inocencia. ¿Es que por ser mujer las exigencias son mayores, o es que doña Rosa no causa simpatía? (que como se citó supra, es un factor importante para algunos diputados en la escogencia de magistrados).

La lucha por la igualdad tiene muchas facetas, y la sororidad que tanto se invoca es parte de su estrategia, pero no se escuchó a ninguna diputada ni a feministas reclamar la discriminación que se presentó en este proceso. Ojalá que casos como este no se repitan. Exijamos también simetría en el trato, coincidencia de derecho en iguales circunstancias, la proporción paritaria no es suficiente si tangencialmente se vulneran derechos humanos de las mujeres.

 

*Abogada

 

PERIODISTA:

EMAIL:

Martes 16 Enero, 2018

HORA: 12:00 AM

Enviar noticia por correo electrónico

SIGUIENTE NOTICIA

ÚLTIMA HORA