Domingo 20, Agosto 2017

Tipo de cambio

Compra: ¢ 564.56

Venta: ¢ 577.40

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° San José, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Alajuela, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Cartago, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Heredia, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Limón, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Guanacaste, CR

  • Pronóstico del tiempo

    ° / ° Puntarenas, CR


Vida

Niños que juegan en la calle deben hacerlo bajo supervisión

Menores deben usar casco, rodilleras y coderas

Bicicletas, patines, patinetas, monopatines, balones de fútbol o baloncesto, así como drones o papalotes son algunos de los regalos que muchos menores recibieron en Navidad y que requieren utilizarse al aire libre.


Bajo este panorama, la Policía de Tránsito hace un llamado a los padres de familia y a los adultos en general, para que protejan a los menores de tal forma que se pueda reducir lo más posible o evitar un accidente o tragedia con ellos.


En ese sentido, se les recuerda que todos estos juguetes con ruedas o llantas deben –o debieron- venir acompañados de casco, coderas y rodilleras, para reducir los riesgos de lesiones, particularmente en las articulaciones y en la cabeza.


“Estamos en verano, en vacaciones escolares y colegiales, entonces confluyen dos aspectos que hace que los niños y los adolescentes salgan a jugar en las calles, más si recibieron un juguete para ser disfrutado al aire libre. En este punto es donde el adulto debe asumir una posición preventiva y de supervisión para que los niños no solo utilicen protección, como los cascos, en el caso que corresponda, sino que jueguen en sitios adecuados como parques, aceras, plazas o pistas de patinaje, como las hay públicas en muchos parques”, detalló Mario Calderón, director de la Policía de Tránsito.


Lamentablemente, explicó el comisario, es fácil ver en muchas comunidades a los niños jugando fútbol en media calle, expuestos a los vehículos que pasan por esas vías. También se observan niños deslizándose en patinetas en los barrios, por las calles, con riesgos latentes, sin dejar de lado la inexistencia, en muchos casos, de supervisión de adultos y de dispositivos para evitar lesiones más graves en caso de una caída.


Con un drone o un papalote, acotó Calderón, al tenerse la vista puesta en el juguete que vuela, a veces el menor termina parado en mitad de la calle y es ahí donde aumenta el peligro.


Las autoridades de Tránsito hicieron un llamado a los conductores a estar atentos a la presencia de niños en las calles, pues si bien no deberían estar ahí.

Es una situación real que ocurre, existe una responsabilidad del conductor de tomar en cuenta este factor, principalmente, al ingresar a los barrios, a los residenciales, a los condominios, donde existen límites de velocidad máximos que  se deben respetar, justamente para reaccionar de mejor manera en caso de que un niño aparezca de repente.

Esta misma recomendación, de bajar la velocidad en los barrios, se aplica para los taxistas y los choferes de rutas de buses establecidas y de busetas escolares, que en algunos casos suelen ingresar de forma muy rápida.

Si bien la Ley de Tránsito establece el límite máximo de velocidad para zonas densamente pobladas en 50 km/h, en ausencia de demarcación, en muchos casos hay velocidades


limitadas a 40 km/h o incluso a 25 km/h, si hay una escuela o centro de salud. En algunos condominios incluso el límite se reduce a 10 km/h, según criterio de los administradores.


En ese sentido, Calderón, estima que el sentido común y la prevención del conductor deben definir ese límite y entre menor sea, así se reducirá en proporción el riesgo de una fatalidad.


El Comisario recordó que en zonas residenciales está prohibido el tránsito y permanencia de camiones pesados.

PERIODISTA:

EMAIL:

Viernes 06 Enero, 2017

HORA: 12:05 PM

Enviar noticia por correo electrónico

SIGUIENTE NOTICIA