SUCESOS
Ministerio público desiste investigar agente OIJ

Por falta de pruebas tras fallo constitucional

 

El lunes en horas tempranas trascendió que la Fiscalía enviaría una solicitud al Juzgado Penal de San José para reintegrar a Fonseca a sus funciones policiales, luego de casi 4 meses fuera del trabajo, lo que significa que a partir de hoy la investigación en su contra queda nula. 

Martes 25 de Marzo del 2014
Por: Daniel Chinchilla Salazar
.
REGRESAR

El fallo de la Sala Constitucional que se oficializó en los últimos días, donde se indicaba que los rastreos telefónicos a Manuel Estrada, periodista de DIARIO EXTRA, deben ser desechados, ha traído consigo una serie de esclarecimientos en diferentes casos, entre ellos el de la agente del OIJ Gabriela Fonseca, quien fue suspendida por supuestamente filtrar información a Estrada.

 

El lunes en horas tempranas trascendió que la Fiscalía enviaría una solicitud al Juzgado Penal de San José para reintegrar a Fonseca a sus funciones policiales, luego de casi 4 meses fuera del trabajo, lo que significa que a partir de hoy la investigación en su contra queda nula. 

 

Jorge Chavarría, fiscal general de la República, indicó que esto ha sido un gran empujón a favor de la democracia costarricense, que se deriva en gran parte del aporte en las últimas semanas del Grupo Extra.

 

“Reafirmar la libertad de prensa, desde el punto de vista del caso de Gabriela, probablemente el caso quede en impunidad porque era el principal elemento probatorio. Esto afecta entonces el caso de Gabriela, trataremos de recoger lo último de pruebas y si no quedará impune”. 

 

 

JUSTICIA DIVINA

 

 

Tras conocer lo dicho, El Periódico de más Venta en Costa Rica fue a buscar a la agente judicial, quien entre lágrimas fue sorprendida con la noticia y señaló que todo se debe a la gracia de Dios sobre ella, de la policía y las personas que siempre creyeron en lo justo. 

 

“La verdad estoy bastante sorprendida, pero esto es algo que deja claro que Dios ha estado viendo todo y puso en razón a los señores magistrados con sus decisiones, Él (Dios) todo lo hace perfecto”, comentó entre lágrimas Fonseca. 

 

La agente, quien ahora ve complicado su futuro dentro del ente judicial, no desperdició tiempo para recordar lo duro que fueron estos últimos 4 meses desde que sus mismos colegas la sacaron como a una delincuente de su lugar de trabajo. 

 

“Han sido meses largos y un poco oscuros, por así decirlo, en los que lloré demasiado, sufrí porque sabíamos que esto no era justo, porque todos sabían que no se trataba de algo serio ni legal, hubo momentos en los que inclusive pensé en suicidarme, en días de navidad, porque no quería salir de mi casa de tanta depresión.

 

Ahora pensar en regresar al OIJ no me genera confianza, la verdad no me sentiría segura sabiendo que quienes me hicieron tanto daño son los mismos que voy a ver en mi oficina todos los días”.

 

Fonseca añadió que por todo lo sucedido ha perdido la confianza que tenía en sus habilidades como investigadora, debido a que el miedo y la inseguridad se apoderaron en cierto modo de su personalidad. 

 

 

FUERTE GOLPE

 

 

Esta “historia” le ha dado la vuelta a prácticamente todo el país, luego de que el 6 de diciembre, varios funcionarios judiciales detuvieran a la agente Gabriela Fonseca fuera del OIJ. 

 

Antes y después de ese día una serie de situaciones comenzó a jugar un papel importante para descubrir que el ente encargado de la justicia nacional estaba cometiendo actos irregulares, lo que se puntualiza con los rastreos telefónicos al periodista Manuel Estrada.

 

El 22 de enero Grupo Extra formalizó un recurso de amparo ante la Sala IV por dicho acto, dos meses después el hecho se modificó en favor de la libertad de expresión. 

 

 

INDIGNACIÓN 

 

 

Juan Diego Castro, abogado defensor de Gabriela Fonseca, también emitió su criterio acerca de la decisión de la Sala Constitucional el viernes, así como de su influencia en el proceso que se seguía contra la agente, ante todo mostró indignación.

 

“Muchas irregularidades, los informes que se hicieron en esos rastreos porque inclusive nosotros le pedimos al fiscal Peñaranda que pidiera a la Oficina de Planes y Operaciones (OPO) del OIJ la explicación de la metodología y el procedimiento, y el software utilizado para hacer esos cuadritos de relaciones, y ¿qué sucede?, el fiscal se negó. 

 

En el expediente también hemos visto cosas irregulares, como la falta de oficios que enviaron a las compañías telefónicas para obtener la información para los rastreos, todo esto antes de que Gabriela declara por el caso, todo deja muchas dudas”, detalló Castro. 

 

 

LIBRE CAÍDA 

 

 

Ahora, tras la seguidilla de noticias trascendentales por los casos en que Fonseca fue involucrada, las autoridades del Ministerio Público finalizarán lo último en cuanto a recolección de pruebas y demás.

 

Mientras tanto, el Juzgado Penal estaría levantado las medidas cautelares en contra de la policía, sin embargo se debe tomar en cuenta la falta de disposición que evidencia un cansancio, no solo de Fonseca, sino también de muchos otros funcionarios judiciales por la corrupción.

0 COMENTARIOS

Para dejar su comentario, favor conectarse a través de:

^ VOLVER ARRIBA